Top menu Spanish

Australia: la Generación Robada y el "Día Nacional del Perdón"
HISTORIA
 12 EJEMPLOS
Australia: la Generación Robada y el "Día Nacional del Perdón"

El ex Gobernador General de Australia, Sir Zelman Cowen, presenta el Libro del Perdón que acaba de firmar a Melissa Brickell, representante de las Generaciones Robadas

En 1997, el público australiano fue sacudido por la publicación de un informe oficial sobre la "Generación Robada": Desde la década de 1930 hasta la década de 1970, decenas de miles de niños aborígenes fueron arrancados a la fuerza de sus familias y colocados en instituciones, cuyo objetivo era criarlos de acuerdo a la cultura occidental, en lugar de su propia cultura aborigen. Privados de su cultura y separados de sus familias, sus tierras y comunidades, varias generaciones de niños quedaron traumatizados. Muchos también fueron abusados física y sexualmente. La política dejó un legado de personas heridas quienes encuentran difícil integrarse a la sociedad.

Aunque el informe fue encargado por el gobierno del Primer Ministro Paul Keating, para el momento en que sus resultados fueron publicados, un nuevo gobierno encabezado por John Howard había llegado al poder. El nuevo gobierno intentó restar importancia al informe y se negó a aceptar su recomendación de que debía haber un pedido de perdón oficial por parte de la nación.

En respuesta se desarrolló un movimiento local, impulsado por un grupo de organizaciones, entre ellas Iniciativas de Cambio. Con el fin de dar a todos la oportunidad de restaurar las relaciones entre los australianos indígenas y los australianos de otros orígenes, fue organizado en 1998 un Día Nacional del Perdón. En las comunidades de todo el país, un millón de personas escribieron mensajes personales en los "Libros del Perdón", que fueron entregados a las Generaciones Robadas. Todos los gobiernos estatales llevaron a cabo eventos en sus parlamentos, donde escucharon discursos de representantes aborígenes y les pidieron perdón. Dos años más tarde, un cuarto de millón de personas marcharon por el puente Harbour de Sídney, con marchas similares en todo el país, para conmemorar lo que se había convertido en el Día Nacional de Perdón.

En 2007, el gobierno de Howard fue destituido. El primer acto oficial del nuevo Parlamento fue un pedido de perdón oficial a las Generaciones Robadas, por el Primer Ministro Kevin Rudd, lo cual también fue apoyado por el partido de la oposición.

Se puede encontrar más información en el libro No Enemy to Conquer (Sin Enemigo por Conquistar), escrito por Michael Henderson.