Noticias

Tejiendo los hilos del cambio

Jueves, 26. Julio 2012

Tejiendo los hilos del cambio: reunión de mentes y corazones en la conclusión de la conferencia de Caux “Confianza e Integridad en la Economía Global".

por Yasin Choudhary y Sophie Durut

"¿Quién lidera Caux?", preguntó Louie Gardiner, consultora de gestión de Escocia, en la sesión plenaria de clausura de la conferencia de Caux TIGE (Confianza e Integridad en la Economía Global), el 23 de julio. "Todos lo hacemos. Todos estamos guiando el espíritu de Caux", respondió ella. Louie presentó los resultados de la conferencia junto a la Dra. Glenda Eoyang, directora ejecutiva y fundadora del Instituto de la Dinámica de Sistemas Humanos, de los EE.UU.. Ambas alentaron a los participantes de la conferencia a compartir lo que la conferencia significó para ellos y lo que se llevaban de ella.

Louie Gardiner facilitando el taller sobre "Liderando el cambio para un mundo sostenible" durante la conferencia de Caux TIGE. (Foto: Mbindyo Kimanthi)Ambas identificaron un conjunto de "conductas semilla", características compartidas por todos que surgió como resultado de las interacciones en las diversas conferencias. Por ejemplo, uno de los valores fundamentales que muchos notaron, de forma individual y colectiva, fue "dar y recibir, servir y ser servidos", dijeron.

Después de un breve ejercicio de reflexión personal, los participantes fueron invitados a compartir sus comentarios sobre cómo la conferencia les había afectado personalmente. Uno de los participantes dijo: "He sido iluminado y animado por el espíritu de Caux. Me di cuenta que puedo hacer un cambio y que tiene que empezar conmigo." Otro dijo: "Una cosa que he aprendido durante esta semana es que lo que no tenemos en común es la mente y lo que tenemos en común es el corazón".

Esta semántica se exploró más a fondo a través de grupos de discusión durante los cuales se destacó una declaración común: "Caux es un lugar para desapegarte de tu identidad". Explicando esto, Gardiner dijo que las discusiones constructivas son incubadas en lugares donde el ego se pone a un lado para dar lugar a la igualdad. "Dejando de lado su identidad durante sus interacciones, donde el nivel profesional ya no importa, los participantes han podido considerar a cada persona como un actor de cambio. Para algunos, la conferencia de Caux ha sido una oportunidad para trabajar en ciertos valores como el perdón o la solidaridad. Al centrarse en el espíritu de Caux, cada participante pudo encontrar la conducta semilla que con la cual él o ella podían identificarse", comentó ella. Entre otros "comportamientos semillas", que ellas identificaron estaban: asumir la responsabilidad, tomar tiempo para la reflexión en silencio, recurrir a los recursos, compartir y aprender de cada interacción y convertir el juicio en curiosidad, considerado por los participantes como el reto más difícil de superar. Esto fue seguido por una presentación sobre el Hub Caux, un lugar de encuentro donde los participantes pudieron compartir las decisiones para futuras acciones, y un breve resumen de los resultados obtenidos en los seis talleres que hubo durante la conferencia.

Glenda Eoyang expuso sobre el hecho de que las conferencias de Caux son una oportunidad de ir más allá de una "mente global", donde todo el mundo conecta sus ideas, con el fin de alcanzar un "corazón global". Un punto importante planteado por la audiencia fue cómo alimentar y ampliar la red de Caux. Como Mike Smith, director de programas de negocios en IdeC, Reino Unido, lo puso: "Tenemos que favorecer la continuación de TIGE y los valores que representa. Tenemos que mantener la conexión de los puntos y unir a la gente. Conectemos a los santos y corrijamos a los pecadores, teniendo en cuenta que hay un elemento de ambos en cada uno de nosotros."

Alentando a los participantes a aprovechar esta red recién descubierta a un nuevo nivel, las dos oradoras les invitaron a compartir ideas de proyectos en los que actualmente participan o planean comenzar, lo que podían ofrecer y lo que necesitaban de otros participantes. Numerosos proyectos e ideas fueron presentados y se dio una serie de nuevas colaboraciones.

Por ejemplo, Jeremy Liyanage de Melbourne describió sus esfuerzos por reconciliar a las comunidades en conflicto en la ciudad de Mannar en el norte de Sri Lanka a través de su organización Diáspora Lanka. Él dijo: "En estos momentos estamos trabajando en la repatriación pacífica de los refugiados musulmanes a Mannar que fueron desplazadas como consecuencia de los disturbios comunales durante la última década y que ahora regresan con profunda ira y resentimiento. Estamos tratando desesperadamente de cambiar la relación entre los musulmanes y los tamiles aquí y establecer la confianza duradera. Se trata de un proyecto muy difícil y requiere de un trabajo en muchos aspectos diferentes. Lo que te puedo dar es una red y el conocimiento, y mentoría de jóvenes para jóvenes, y lo que necesito son los recursos financieros para los programas de capacitación, planificación y apoyo a la gestión.

Al final, todos coincidieron en que el desafío futuro será el de concebir cómo los proyectos inspirados en Caux pueden entregarse a las próximas generaciones. TIGE 2012 finalizó con muchos de los participantes encontrando una nueva determinación en sus corazones.